Pierde grasa con mucha fuerza gracias a la alta intensidad

Hola hola ¿cómo estás?

En este artículo vamos a hablar de la perdida de peso. Quiero que logres tu objetivo de manera práctica, sostenible y eficaz.

Sin volverte loco por el camino, sin tirarte de los pelos, y sin ir pidiendo comida por las esquinas porque estás muerto de hambre. Vamos al lío

Introducción

Antes de meternos de lleno en el asunto en cuestión, tienes que recordar algo que es realmente importante:

Perder peso no es sinónimo de perder grasa.

Exacto, como ya te conté en este artículo.

Si haces malas prácticas como dietas milagrosas, muy bajas en calorías y desequilibradas, demasiado cardio etc. podrás perder peso rápido, si.

Pero no precisamente de grasa, y si de músculo y agua.

Músculo…justo de lo último que te interesa perder, si buscas eliminar grasa.

El músculo hace que tu metabolismo se mantenga más acelerado, ayudándote de esa manera a quemar más calorías a lo largo del día.

Ahora que ya sabes que no es lo mismo perder peso, que perder grasa. Nos vamos a centrar en cómo perder  grasa de forma óptima, gracias al ejercicio…

El problema del cardio para perder grasa

La mayoría de personas que empiezan a hacer ejercicio, con el objetivo de perder peso en forma de grasa, suelen tener una idea básica en su cabeza:

Hacer cardio, hacer cardio, hacer cardio…

Eh, y el cardio está muy bien, pero no es la única opción, y quizás tampoco la más recomendada.

Imagina que tienes un coche y quieres llegar a un sitio determinado. Necesitas un motor, unas ruedas y gasolina ¿verdad? En cuanto uno de estos no esté o no funcione, no llegarás a tu objetivo, o por lo menos te costará el doble de tiempo.

Pues lo mismo pasa cuando se quiere perder grasa, y solo se hace cardio.

Hay muchos más recursos para llegar antes al objetivo de perder grasa, y tu sin embargo, solo estás usando las ruedas, sin gasolina ni motor.

El cardio además, en exceso, puede ser incluso contraproducente para el objetivo, ya que puede terminar llevándose músculo por el camino y no favorecer la composición corporal.

La intensidad es clave para perder grasa

¿Y si te dijera que puedes llegar mucho antes a lograr el objetivo, si le añadieras más intensidad a tus entrenamientos?

Si, más intensidad…

En forma de rutinas de fuerza en la que se mueven pesos (o tu propio cuerpo), en forma de intervalos de alta velocidad etc.

Si empiezas a incorporar esa intensidad a tus entrenamientos, producirás un gran impacto metabólico, hormonal y nervioso

Dando lugar a muchos más beneficios a la hora de mejorar tu composición corporal y perder grasa. Sin lugar a dudas.

Es decir, llegarás antes a tu objetivo, porque estarás usando más recursos y herramientas para lograrlo (no solo las ruedas).

Por lo tanto, no le tengas miedo a la alta intensidad, y empieza a salir de tu zona de confort. Los resultados están ahí esperándote con los brazos abiertos

Espero que te haya servido de mucho el artículo

Un fuerte abrazo!

Compartir este postShare on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies